BOPMA Boletín Oficial de la Provincia de Málaga

Edicto 5290/2018

NOTA IMPORTANTE: este texto se muestra aquí sólo con fines de consulta. Su original en formato PDF, publicado el día 30 de julio de 2018, es el único que cuenta con validez a efectos legales. Puede descargarse desde el siguiente enlace: 20180730-05290-2018-00.pdf.

Esc
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 2
ADMINISTRACIÓN LOCAL
BURGO (EL)
Anuncio en el Boletín Oficial de la Provincia de aprobación definitiva
Al no haberse presentado reclamaciones durante el plazo de exposición al público, queda
automáticamente elevado a definitivo el acuerdo plenario inicial aprobatorio de la ordenanza
municipal reguladora del servicio de taxi, cuyo texto íntegro se hace público, para su general
conocimiento y en cumplimiento de lo previsto en el artículo 70.2 de la Ley 7/1985, de 2 de
abril, de Bases del Régimen Local.
ORDENANZA MUNICIPAL REGULADORA DEL SERVICIO DE TAXI
EXPOSICIÓN DE MOTIVOS
Mediante Decreto 35/2012, de 21 de febrero de la Consejería de Obras Públicas y Vivien-
da de la Junta de Andalucía, se aprobó el Reglamento de los Servicios de Transporte Público de
Viajeros y Viajeras en Automóviles de Turismo, disposición que ha sustituido en su vigencia en
Andalucía al Reglamento Nacional para el Servicio Urbano e Interurbano de transportes en auto-
móviles ligeros, aprobado por Real Decreto 763/1979, de 16 de marzo, que pasa a configurarse
en esta materia como legislación supletoria, de acuerdo con el régimen constitucional de distri-
bución de competencias.
Esta ordenanza municipal, aprobada previa consulta pública, pretende, en el marco del la
normativa aplicable, regular el transporte público de viajeros en automóviles de turismo en el
ámbito territorial del término municipal de El Burgo, atendiendo a las características del muni-
cipio. Por este motivo, se ha optado por reducir las exigencias conforme a lo permitido por la
normativa sectorial (características de los vehículos e inexigibilidad de taxímetro, entre otras) y
adaptar así la satisfacción de la necesidad de una regulación a la proporcionalidad debida.
Por tanto, en virtud de la autonomía local constitucionalmente reconocida, que garantiza a
los Municipios personalidad jurídica propia y plena autonomía en el ámbito de sus intereses, y
que legitima el ejercicio de competencias de transportes públicos de viajeros que se desarrollen
en su término municipal, se aprueba la presente ordenanza, previa observancia de la tramitación
establecida al efecto por el artículo 49 de la Ley 7/1985, de 2 de abril, Reguladora de las Bases
del Régimen Local.
TÍTULO I
Normas generales
Artículo 1. Objeto, régimen jurídico y ámbito de aplicación
1. Es objeto de la presente ordenanza la regulación y ordenación del servicio de taxi en el
ámbito territorial establecido en el apartado 4.
2. La presente ordenanza se aprueba de conformidad con las competencias atribuidas por
la Ley 5/2012, de 11 de junio, de Autonomía Local de Andalucía y de acuerdo con las
disposiciones legales vigentes.
3. En lo no previsto en esta ordenanza serán de aplicación la Ley 2/2003 de 12 de mayo, de
Ordenación de los Transportes Urbanos y Metropolitanos de Viajeros en Andalucía, el
Decreto 35/2012, de 21 de febrero, por el que se aprueba el Reglamento de los Servicios
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 3
de Transporte Público de Viajeros y Viajeras en Automóviles de Turismo, así como la
legislación estatal aplicable en materia de transportes terrestres ínter autonómicos.
4. La presente ordenanza será de aplicación dentro del término municipal de El Burgo.
Artículo 2. Definiciones
A los efectos de esta ordenanza, se entiende por:
1. Servicio de taxi o autotaxi: Servicio de transporte público discrecional de viajeros
en automóviles de turismo con una capacidad máxima de nueve plazas, prestado en
régimen de actividad privada reglamentada.
2 . Servicio urbano: Servicio prestado dentro del término municipal.
3. Servicio interurbano: Servicio que excede del ámbito municipal.
4. Licencia: Autorización municipal otorgada para la prestación del servicio urbano de
taxi como actividad privada reglamentada.
5. autorización de tranSporte interurbano: Autorización administrativa otorgada por
la Administración Autonómica competente, de conformidad con la normativa estatal de
transportes terrestres, que habilita a su titular para la realización de servicios de taxi de
ámbito interurbano.
6. tituLar: Persona autorizada para la prestación de servicios de taxi.
7. taxi adaptado: Auto-taxi adaptado para el transporte de personas en silla de ruedas o
con movilidad reducida cuando así conste en el certificado de características técnicas.
8. aSaLariado o aSaLariada: Persona que es contratada por el titular de la licencia para
la realización de los servicios de taxi en los supuestos y con los requisitos que se deter-
minen en esta ordenanza.
9. Personas autónomas colaboradoras: Aquellas autorizadas para la conducción en el ser-
vicio del taxi, en régimen especial de colaboración con el titular de la licencia, en los
supuestos y con los requisitos que se determinen en esta ordenanza.
10. Conductor o conductora: Persona que materialmente lleva a cabo la prestación del
servicio de taxi, bien en su condición de titular o en su cualidad de asalariado/a o de
autónomo/a colaborador/a, debidamente autorizado/a por el Ayuntamiento.
Artículo 3. Principios
La intervención municipal en el servicio de taxi, se fundamenta en los siguientes principios:
1. La garantía del interés público para la consecución de un nivel óptimo de calidad en la
prestación del servicio.
2. El equilibrio entre suficiencia del servicio y rentabilidad del mismo.
3. La universalidad, la continuidad y la sostenibilidad del servicio.
4. La accesibilidad en el transporte público como elemento básico para la integración
social de las personas y la superación de barreras.
5. La coordinación con los demás modos de transporte público y la búsqueda de la com-
plementariedad con los mismos.
6. El respeto de los derechos y obligaciones recíprocas de las personas usuarias y de los
conductores/as de los vehículos.
Artículo 4. Sometimiento a previa licencia
1. La prestación del servicio de taxi resulta sometida a la obtención previa de la licencia
municipal que habilita a su titular para la prestación de servicio urbano y a la simul-
tánea autorización que le habilite para la prestación de servicio interurbano, salvo las
excepciones indicadas en las disposiciones mencionadas en el artículo1, apartado 3 de
esta ordenanza.
2. La licencia municipal corresponderá a una categoría única denominada licencia de autotaxi.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 4
Artículo 5. Ejercicio de las competencias municipales de ordenación y gestión
1. Las competencias municipales de ordenación de la actividad comprenden las actuacio-
nes siguientes:
a) Reglamentación de la actividad, de las condiciones técnicas del soporte material del
servicio, de los vehículos y su equipamiento, sin perjuicio de la homologación que
corresponde a los organismos competentes.
b) La reglamentación de las relaciones de los prestadores con los usuarios/as del servicio,
sus derechos y deberes y las tarifas urbanas, así como los procedimientos de arbitraje
para la resolución de controversias relacionadas con la prestación del servicio.
c) La reglamentación del régimen de las licencias, requisitos para la adjudicación y
transmisión, forma de prestación del servicio, condiciones o requisitos a que está
subordinada la licencia.
d) La reglamentación de los requisitos exigibles para ser conductor o conductora.
e) La reglamentación de la oferta de taxi en los distintos períodos anuales del servicio,
régimen de descansos, turnos para la prestación del servicio y autorización de con-
ductores/as.
f) La regulación del régimen sancionador y de extinción de las licencias, así como del
relativo a la inspección, control y seguimiento respecto a las condiciones del servi-
cio, incluido el visado de las licencias.
g) La aprobación, mediante ordenanza fiscal, de los tributos que graven la transmisión
de las licencias, la actividad administrativa municipal y la prestación del servicio, de
conformidad con la legislación de haciendas locales.
2. Para llevar a cabo la ordenación y gestión de la actividad de taxi, la Administración
municipal podrá, entre otras disposiciones municipales:
a) Aprobar mediante anexos a la ordenanza, las normas complementarias que sean
necesarias.
b) Dictar resoluciones, decretos y bandos.
c) Aprobar instrucciones y circulares para la mejor interpretación y aplicación de la
ordenanza municipal y restantes disposiciones municipales.
TÍTULO II
De las licencias
Artículo 6. Titularidad
1. La licencia es el título jurídico que habilita a su titular para la prestación de los servi-
cios que regula esta ordenanza.
2. La licencia se expedirá a favor de una persona física o jurídica y estará referida a un
vehículo concreto que se vincula a la explotación de aquella.
3. El titular de la licencia no podrá, en ningún caso, arrendar, traspasar o ceder por cual-
quier título la explotación de la misma, ni del vehículo afecto. La realización de cual-
quier tipo de acto traslativo o dispositivo del dominio respecto de aquella, como la
cesión, de cualquier forma, del uso de la misma, sin la preceptiva autorización munici-
pal, implicará la revocación de la licencia.
Artículo 7. Número de licencias
1. El número de licencias vigentes a la entrada en vigor de esta ordenanza es el de dos.
2. La modificación del número de licencias se ajustará a las previsiones del Decreto
35/2012, de 21 de febrero, por el que se aprueba el Reglamento de los Servicios de
Transporte Público de Viajeros y Viajeras en Automóviles de Turismo.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 5
Artículo 8. Adjudicación de licencias
Las licencias de taxi serán adjudicadas por la Administración Municipal a quienes reúnan
los requisitos para su obtención, mediante concurso. Para este supuesto, dicha Administración
aprobará las bases de la convocatoria del concurso, en las que se determinará el procedimiento
aplicable y los criterios de adjudicación.
Artículo 9. Procedimiento de adjudicación
1. Para la obtención de la licencia de taxi será necesaria la participación en el concur-
so convocado al efecto, mediante la presentación de la correspondiente solicitud, en el
plazo y lugar que se indique, acompañada de la documentación exigida en las bases de
la convocatoria y, en todo caso, de original o fotocopia compulsada de los siguientes
documentos:
a) Documento nacional de identidad en vigor de la persona solicitante o, cuando esta
fuera persona extranjera, documento de identificación que surta efectos equivalen-
tes en su país de origen o pasaporte y acreditación de encontrarse en posesión del
correspondiente número de identificación de personas extranjeras (NIE).
b) Certificado de aptitud profesional expedido por el Ayuntamiento.
c) Documentación acreditativa de la titularidad y características del vehículo o compro-
miso escrito de disposición del mismo en el caso de obtener licencia.
2. Terminado el plazo de presentación de solicitudes, la Administración Municipal hará
pública la lista de solicitudes recibidas y admitidas, al objeto de que los interesados
pueden alegar lo que estimen procedente en defensa de sus derechos, en el plazo de
quince días.
3. Transcurrido el plazo referido en el apartado anterior, el órgano adjudicador procederá
a la adjudicación de las licencias aplicando los criterios establecidos en la convocatoria
del concurso. Sin perjuicio de la notificación individual, la lista de adjudicatarios se
publicará en el Boletín Oficial de la Provincia, en el tablón municipal de anuncios, y en
página web municipal.
4. Sin perjuicio de la acreditación del cumplimiento, en todo momento, de los requisitos
que la presente ordenanza exige a los titulares de la licencia, el adjudicatario, cuando
reciba la notificación de la adjudicación, deberá aportar, en el plazo señalado en las
bases del concurso, la siguiente documentación:
a) Acreditar tener la nacionalidad española o de un Estado miembro de la Unión Euro-
pea, o de otro Estado con el que en virtud de lo dispuesto en Acuerdos, Tratados o
Convenios Internacionales suscritos por España, no sea exigible el requisito de nacio-
nalidad; o contar con las autorizaciones o permisos de trabajo que, con arreglo a lo
dispuesto en la legislación sobre derechos y libertades de los extranjeros en España,
resulte suficiente para amparar la realización de la actividad de transporte en nombre
propio. Todo ello, si no se hubiese justificado suficientemente conforme a la letra a)
del apartado 1 de este artículo.
b) Justificante de presentación de las declaraciones censales que corresponden a efectos
fiscales para el ejercicio de la actividad.
c) Acreditación de figurar inscrito y de alta en el régimen especial de trabajadores
autónomo (RETA), así como al corriente de las demás obligaciones con la Seguridad
Social.
d) Declaración responsable de no ostentar, ni haber ostentado anteriormente la titulari-
dad de licencia de taxi de otro municipio.
e) Justificante de haber satisfecho la tasa municipal para la adjudicación de licencias.
f) Acreditar la disposición de vehículo que reúna los requisitos establecidos por la
Administración municipal, que en el momento de su adscripción al servicio no supere
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 6
la edad de dos años. A tal fin se presentará permiso de circulación del vehículo al
que vaya a referirse la licencia, a nombre de la persona solicitante y certificado de
características técnicas del mismo. El vehículo debe estar clasificado como de servi-
cio público.
g) Cuando el vehículo sea arrendado, habrá de presentarse permiso de circulación a
nombre de la empresa arrendadora, acompañándose del correspondiente contrato de
arrendamiento, en el que habrá de figurar, al menos, su plazo de duración, identifi-
cación de la empresa arrendadora, número de autorización de arrendamiento y los
datos del vehículo.
h) Ficha de inspección técnica del vehículo en la que conste hallarse vigente el recono-
cimiento periódico legal, si es exigible o, en su defecto, certificación acreditativa de
tal extremo, además de estar clasificado como taxi.
i) Justificante de tener cubierta la responsabilidad civil por los daños que se causen con
ocasión del transporte, en la cuantía máxima establecida por la normativa aplicable
en materia de seguros.
j) Declaración expresa de sometimiento a los procedimientos de arbitraje de la Junta
Arbitral de Transporte.
k) Cualquieras otros documentos exigidos por la convocatoria del concurso.
5. Comprobado el cumplimiento de los requisitos exigidos, la Administración Municipal
otorgará la licencia a los adjudicatarios.
Artículo 10. Autorización de transporte interurbano
La Administración Municipal comunicará las adjudicaciones de licencia de taxi realizadas
al órgano competente en materia de autorizaciones de transporte interurbano.
Artículo 11. Transmisión
1. Las licencias de taxi son transmisibles por actos “inter vivos” o “mortis causa” a los
herederos forzosos o al cónyuge viudo, previa autorización municipal, siempre que el
adquirente reúna los requisitos exigidos en el artículo 9 de esta ordenanza para ser titu-
lar de las mismas, acreditados mediante la presentación de la documentación estableci-
da en dicho artículo , a excepción de los requisitos relativos a la disposición del vehí-
culo afecto a la licencia, que podrán ser justificados por el propio adquirente, una vez
autorizada la transmisión.
2. La persona titular de la licencia que proponga transmitirla “inter vivos” solicitará la
autorización municipal, señalando la persona a la que se pretenda transmitir la licencia
y precio en el que se fija la operación. Cuando el adquirente sea descendiente o ascen-
diente directo no será necesario determinar el precio.
3. La Administración Municipal o ente competente en las Áreas Territoriales de Presta-
ción Conjunta dispondrá del plazo de dos meses, contados desde el día siguiente de
la recepción dela solicitud, para ejercer el derecho de tanteo en las mismas condicio-
nes económicas fijadas por el transmitente y la persona a la que pretende transmitir la
licencia. Transcurrido dicho plazo sin haber ejercitado tal derecho, se entenderá que
renuncia a su ejercicio. Este derecho de tanteo no se aplicará en las transmisiones a
descendientes o ascendientes directos. El ejercicio del derecho de tanteo será acordado
en el marco de la planificación municipal correspondiente, previo estudio en el que se
determinen los motivos de su ejercicio, tales como el rescate de licencias para su amor-
tización. La puesta en funcionamiento del plan referido requerirá informe previo del
Consejo Andaluz del Taxi, el cual deberá ser emitido en el plazo de dos meses a contar
desde la remisión de aquel a dicho órgano.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 7
4. Las licencias de taxi son transmisibles “mortis causa”, aun cuando sea de forma con-
junta, a los herederos forzosos y al cónyuge viudo de la persona titular. Transcurrido
como máximo un plazo de treinta meses desde el fallecimiento, el titular deberá ser
persona que cumpla con los requisitos exigidos para la conducción del vehículo, de
conformidad con lo previsto esta ordenanza, revocándose en otro caso la licencia. En
tanto no se produzca la transmisión “mortis causa”, la licencia podrá ser suspendida por
plazo máximo de doce meses, a contar desde el fallecimiento.
5. La transmisión de la licencia será obligatoria, en los supuestos siguientes:
a) En el supuesto de fallecimiento de su titular, en el que la solicitud de transferencia
deberá ser presentada en el plazo de seis meses, prorrogable por seis meses más, pre-
via justificación de persona interesada.
b) En el supuesto de jubilación del titular, o en el supuesto de invalidez permanente, la
transferencia de la licencia deberá ser solicitada al día siguiente del hecho causante.
6. El heredero forzoso que pretenda efectuar el cambio de titularidad de la licencia deberá
solicitar la autorización acreditando su condición de tal y la concurrencia de los requi-
sitos exigidos para ser titular, de conformidad con el apartado primero de este artículo.
No se aplicará el derecho de tanteo en el supuesto de transmisiones “mortis causa”.
7. No podrá autorizarse la transmisión de licencias de taxi sin que resulte acreditado la
inexistencia de sanciones pecuniarias pendientes de pago y deudas tributarias munici-
pales relacionadas con el ejercicio de la actividad. A tal efecto se recabará informe del
órgano competente para el otorgamiento de la autorización de transporte urbano.
8. La nueva persona titular de la licencia deberá notificar la transmisión de titularidad al
órgano competente en materia de transporte interurbano solicitando la autorización
correspondiente.
Artículo 12. Vigencia de las licencias
1. Con carácter general, las licencias de taxi se otorgarán por tiempo indefinido, pero su
validez queda condicionada al cumplimiento continuado de las condiciones esenciales
para la titularidad y explotación de las mismas.
2. Excepcionalmente, la Administración Municipal podrá establecer, en la disposición
municipal o convocatoria de adjudicación correspondientes, condiciones especiales de
duración de las licencias, previa autorización de la Consejería competente en materia de
transportes y de los informes de las organizaciones empresariales y sindicales, y de los
consumidores/as y usuarios/as más representativas implicadas.
Artículo 13. Visado de las licencias
1. La vigencia de las licencias de taxi queda condicionada a la constatación anual, por parte
de la Administración Municipal, del mantenimiento de las condiciones que originaria-
mente justificaron su otorgamiento y que constituyan requisitos para su validez y de aque-
llas otras que, aún no siendo exigidas originariamente, resulten, asimismo, de obligado
cumplimiento. Dicha constatación se efectuará mediante el visado anual de la licencia.
2. Mediante la disposición municipal oportuna se determinará el procedimiento y calenda-
rio para la realización del visado anual de las licencias.
3. Para la realización del visado deberá presentarse idéntica documentación a la exigida
para la obtención de la licencia, así como la documentación que deba llevarse siempre a
bordo del vehículo y el libro de Inspección Laboral. Con ocasión del visado podrá exi-
girse cualquier documentación que se considere necesaria para acreditar el cumplimien-
to continuado de las condiciones esenciales de las licencias.
4. La superación del visado requerirá la de la revisión municipal anual del vehículo en la
que, en la forma en que se determine mediante la disposición municipal oportuna.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 8
5. Para superar la revisión municipal anual del vehículo será requisito indispensable que
el vehículo haya pasado correctamente las preceptivas revisiones del órgano competen-
te en materia de industria.
6. El pago de las sanciones pecuniarias establecidas ambas mediante resolución definitiva
en vía administrativa, relacionadas con la actividad del taxi, será requisito necesario
para que proceda el visado de las licencias en relación con las cuales haya cometido su
titular la infracción.
Artículo 14. Comprobación de las condiciones de las licencias
La realización del visado periódico previsto en el artículo anterior no será obstáculo para
que la Administración Municipal pueda, en todo momento, comprobar el cumplimiento adecua-
do de los requisitos exigidos en esta Ordenanza, recabando de la persona titular de la licencia la
documentación acreditativa o la información que estime pertinente.
Artículo 15. Consecuencias del incumplimiento de las condiciones de la licencia en el
visado o en otra comprobación municipal
Sin perjuicio de las consecuencias a que, en su caso, haya lugar, con arreglo a lo dispuesto
en el Título VII de esta ordenanza, cuando, de conformidad con los dos artículos anteriores, la
Administración Municipal constate el incumplimiento de las condiciones que constituyan requi-
sito para la validez de las licencias, procederá de oficio a dejar en suspenso las mismas, dando
cuenta de la medida a la consejería correspondiente en materia de transporte para la decisión
que, respecto a la autorización para el transporte interurbano, corresponda. Dicha suspensión,
que implicará la entrega a la Administración Municipal, de la documentación acreditativa de la
licencia, se mantendrá hasta que se subsane el incumplimiento constatado. No obstante, si dicha
subsanación no se ha producido con anterioridad, la Administración Municipal procederá a la
declaración de caducidad de la licencia, previo expediente, con ocasión del más próximo visado
que, conforme a lo dispuesto en el artículo 13, corresponda.
Artículo 16. Suspensión de la licencia por avería, accidente o enfermedad
En el supuesto de accidente, avería, enfermedad o, en general, cualquier circunstancia que
impida o haga imposible la continuidad en la prestación del servicio, suficientemente acreditada,
la Administración Municipal podrá autorizar la suspensión de la licencia por plazo máximo de
veinticuatro meses, con las condiciones que se establezcan, notificando dicha circunstancia con
carácter inmediato al órgano competente para la autorización de transporte interurbano, para que
se produzca la suspensión simultánea de dicha autorización, o bien el titular podrá solicitar a la
Administración Municipal, en el caso de incapacidad laboral temporal, la contratación de asala-
riados/as o autónomos/as colaboradores/as y la suspensión en la obligación de explotar directa-
mente la licencia, que se podrá conceder, siempre que resulte debidamente justificado, hasta un
plazo máximo de veinticuatro meses.
Artículo 17. Suspensión de la licencia por solicitud del titular
1. El titular de una licencia de taxi podrá solicitar el paso a la situación de suspensión que
podrá ser concedida por la Administración Municipal o ente competente en las Áreas
Territoriales de Prestación Conjunta siempre que no suponga deterioro grave en la aten-
ción global del servicio
2. La suspensión podrá concederse por un plazo máximo de cinco años y no podrá tener
una duración inferior a seis meses, debiendo retornar a la prestación del servicio al tér-
mino del mismo, previa solicitud al órgano municipal competente. En caso de no retor-
nar a la actividad en el plazo establecido, la Administración Municipal o ente compe-
tente en las Áreas Territoriales de Prestación Conjunta procederá a la declaración de
caducidad de la licencia.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 9
3. No se podrá prestar ningún servicio con la licencia en situación de suspensión, debien-
do proceder al inicio de la misma a desmontar del vehículo afecto al servicio todos los
elementos identificadores del vehículo como dedicado al servicio público, a entregar en
depósito el original de la licencia a la Administración Municipal, así como acreditar el
paso del vehículo a uso privado mediante la presentación del permiso de circulación.
Artículo 18. Extinción de la licencia de taxi
1. La licencia de taxi se extingue por:
a) Renuncia de su titular.
b) Fallecimiento del titular sin herederos forzosos
c) Caducidad
d) Revocación
e) Anulación del acto administrativo de su otorgamiento
2. La Administración Municipal comunicará a la Consejería competente en materia de
transportes, la extinción de las licencias de taxi en el plazo de un mes, a efectos de la
extinción de la autorización de transporte interurbano.
Artículo 19. Caducidad de las licencias
1. Procederá la declaración de caducidad de las licencias de taxi en los siguientes supuestos:
a) Incumplimiento del deber de visado periódico de la licencia en los términos previs-
tos en el artículo 13 de esta Ordenanza.
b) No iniciación de la prestación del servicio o abandono del mismo por plazo superior
al establecido en el artículo 23 de la presente Ordenanza. A estos efectos se conside-
ra abandono del servicio cuando se deja de prestar el mismo sin que se haya autori-
zado la suspensión de la licencia en los términos previstos en el artículo 16 de esta
Ordenanza.
c) La finalización del plazo, en el caso de que la licencia se haya concedido con plazo
especial de duración.
2. La declaración de caducidad se tramitará, previo expediente con audiencia de la perso-
na interesada, con arreglo al procedimiento administrativo común.
Artículo 20. Revocación de las licencias
Constituyen motivos de revocación de las licencias de taxi:
1. El incumplimiento reiterado o de manifiesta gravedad de las condiciones esenciales de
las licencias a que se refiere el artículo 21 de esta ordenanza.
2. El incumplimiento de las condiciones que, para la transmisión de la licencia, establece
el artículo 11 de esta ordenanza.
3. El arrendamiento, alquiler, traspaso o cesión por cualquier título de la licencia o del
vehículo afecto, o de su uso o explotación sin la preceptiva autorización municipal.
4. La pérdida o retirada de la autorización de transporte interurbano por cualquier causa
legal, salvo que, dándose las circunstancias previstas en el artículo 10 del Decre-
to 35/2012 de 21 de febrero por el que se aprueba el Reglamento de los Servicios de
Transporte Público de Viajeros y Viajeras en Automóviles de Turismo, para excepcio-
nar el principio de coordinación de títulos de transporte, la Administración Municipal o
ente competente en las Áreas Territoriales de Prestación Conjunta decida expresamente
su mantenimiento. No se aplicará lo previsto en este apartado cuando la autorización
para transporte interurbano se haya perdido por falta de visado.
5. La variación o desaparición de los requisitos que dieron lugar a su otorgamiento, en los
términos previstos en el artículo 16 del Reglamento de Servicios de las Corporaciones
Locales, aprobado mediante Decreto de 17 de junio de 1955.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 10
6. La comisión de las infracciones que llevan aparejada la imposición de esta medida con
arreglo a lo previsto en el Título VII de esta ordenanza.
Artículo 21. Condiciones esenciales de la licencia
1. La licencia de taxi queda subordinada al cumplimiento de las siguientes condiciones:
a) La titularidad de la licencia por parte de una persona, salvo la excepción recogida en
el artículo 11.4 de esta ordenanza para las transmisiones “mortis causa”.
b) La acreditación del cumplimiento de las obligaciones de carácter fiscal, laboral y
social, incluida la inscripción y alta en el régimen especial de trabajadores autóno-
mos y, en su caso, las obligaciones relacionadas con el conductor/a asalariado/a o
autónomo/a colaborador/a.
c) La acreditación de la disposición del vehículo y demás elementos técnicos, en las
condiciones y con los requisitos que determina esta ordenanza o los que se haya
determinado en la concesión de la licencia, tales como la adscripción de vehículo
adaptado a discapacitados.
d) Acreditar tener cubierta la responsabilidad civil por los daños que se causaren con
ocasión del transporte en la cuantía máxima establecida por la normativa aplicable
en materia de seguros.
e) La acreditación de la disposición de permiso de conducir suficiente y del certificado
de aptitud profesional del Ayuntamiento por parte del conductor/a.
f) El sometimiento al arbitraje de la Junta Arbitral de Transporte.
g) La iniciación de los servicios interurbanos dentro del término municipal de El
Burgo, salvo las excepciones previstas legalmente.
h) La contratación global de la capacidad del vehículo, salvo en los casos en que se esté
autorizado para la contratación individual y siempre que se respeten las condiciones
establecidas.
i) El mantenimiento de las condiciones adecuadas de aseo y vestimenta del personal.
j) La prestación del servicio por el titular de la licencia sin superar las tasas de alcoho-
lemia, ni bajo la influencia de drogas tóxicas o estupefacientes, según lo previsto en
la legislación de tráfico y seguridad vial.
k) No estar condenado por sentencia firme por delito doloso.
2. Se considerará que el incumplimiento de las condiciones esenciales de la licencia es
de manifiesta gravedad y constituye motivo de revocación de la licencia conforme al
artículo 20.a de esta ordenanza, en los siguientes casos:
a) Respecto a las condiciones esenciales relacionadas en las letras a, b, c, d, e y f del
apartado anterior, cuando debidamente requerido el titular de la licencia por la
Administración Municipal para la subsanación del incumplimiento de alguna de
aquellas condiciones o para la acreditación de su cumplimiento, dicho requerimiento
no sea atendido en el plazo otorgado al efecto.
b) Respecto a la condición esencial relacionada en la letra l) del apartado anterior,
cuando se haya acreditado mediante resolución firme la existencia de dos incum-
plimientos a dicha condición esencial en el plazo de tres años. En todo caso, el
primero de ellos será objeto de retirada temporal de la licencia por plazo máximo
de un año.
c) Respecto a la condición esencial relacionada en la letra m) del apartado anterior,
cuando se haya acreditado mediante sentencia firme.
3. Lo establecido en el apartado dos de este artículo se entiende sin perjuicio de las san-
ciones procedentes conforme a lo previsto en el Título VII de esta ordenanza.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 11
Artículo 22. Procedimiento de revocación de las licencias
1. El procedimiento de revocación de las licencias de taxi requerirá la incoación de expe-
diente administrativo que, para mejor garantía del interesado, seguirá los trámites del
procedimiento sancionador.
2. Iniciado el procedimiento, el órgano competente para resolverlo podrá adoptar las
medidas provisionales que estime oportunas para asegurar la eficacia de la resolución
que pudiera recaer, incluida la suspensión cautelar de la licencia.
Artículo 23. Ejercicio de la actividad por la persona titular
1. El titular de la licencia de taxi deberá iniciar el ejercicio de la actividad con el vehículo
afecto en el plazo de sesenta días naturales contados desde la fecha de notificación de
la adjudicación de la licencia, salvo que dicho plazo sea ampliado cuando exista causa
justificada y acreditada por el solicitante.
2. En cualquier caso, toda incidencia que afecte a la prestación del servicio deberá ser
comunicada en el plazo de cuarenta y ocho horas a la Administración Municipal.
Artículo 24. Registro municipal de licencias de taxi
1. Las licencias de taxi estarán inscritas en el Registro Municipal de licencias de taxi en
donde constará:
a) El número de licencia, los datos identificativos de su titular, indicando domicilio y
teléfono, así como los de su representante, si lo hay.
b) Las características propias y condiciones específicas a que, en su caso, está sometida
la licencia.
c) Conductores/as de la licencia, con sus datos identificativos, incluido domicilio, telé-
fonos y horario de prestación del servicio, contratos, régimen laboral y documenta-
ción acreditativa del mismo: altas y bajas en seguridad social y TC2.
d) La autorización para la prestación de servicios interurbanos, indicando la fecha de la
autorización y de validez.
e) Las denuncias, expedientes, sanciones y requerimientos de cada licencia.
f) El vehículo afecto a la licencia, marca, modelo, variante, tipo y homologación con
su matrícula y número de bastidor, fecha de matriculación y adscripción a la licen-
cia; fecha de validez de la inspección técnica de vehículos y de la última revisión
municipal; datos del seguro del vehículo; número de plazas; adaptación, en su caso,
del vehículo para personas discapacitadas; tipo de combustible utilizado.
g) La existencia en el vehículo de otros elementos, tales como GPS, impresora de reci-
bos, sistema de pago mediante tarjeta, mamparas u otras medidas de seguridad.
h) Los visados, comprobaciones extraordinarias, si las hay, fechas de realización de
ambos y de validez, requerimientos efectuados y su cumplimiento.
i) Las transmisiones de la licencia, importe de las mismas, extinción de la licencia, en
su caso y suspensiones.
j) Las subvenciones otorgadas, en su caso, con su especificación y fecha de otor-
gamiento.
k) La autorización para exhibir publicidad, en su caso, con fecha de autorización y de
validez.
2. La no comunicación por parte de los titulares de la licencia de los datos e informacio-
nes señalados en el apartado anterior será objeto de sanción conforme a lo previsto en
el título VII de esta ordenanza.
3. La Administración Municipal informará a la Consejería competente en materia de
transportes de las incidencias registradas en relación a la titularidad de las licencias en
lo que afecte a las correspondientes autorizaciones de transporte interurbano.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 12
TÍTULO III
De los vehículos y demás elementos técnicos para la prestación del servicio
Artículo 25. Adscripción a la licencia
1. La licencia de autotaxi deberá tener adscrito un único vehículo específico, que deberá
cumplir los requisitos exigidos en la presente ordenanza y normativa municipal com-
plementaria, así como las disposiciones generales en materia de tráfico, circulación,
seguridad vial, industria y accesibilidad.
2. El vehículo adscrito a una licencia podrá estar en poder del titular bien en régimen de
propiedad, en usufructo, leasing, renting o cualquier régimen de tenencia que permita el
libre uso del vehículo.
3. La desvinculación del vehículo sustituido respecto de la licencia y la referencia de ésta
al vehículo sustituto deberán ser simultáneas, a cuyo efecto se solicitará la oportuna
autorización municipal.
La Administración comunicará el cambio de vehículo al órgano competente en la auto-
rización de transporte interurbano, sin perjuicio de que el titular solicite también la sus-
titución del vehículo en la autorización de transporte interurbano.
Artículo 26. Características de los vehículos
1. La prestación de los servicios de taxi podrá llevarse a cabo únicamente mediante
vehículos clasificados como turismos en la tarjeta de inspección técnica.
2. Con carácter general, los vehículos destinados al servicio de taxi contarán con una
capacidad de cinco plazas incluido el conductor/a. Podrán contar con seis plazas, inclui-
do el conductor/a, cuando en la documentación técnica, conste el destino de una plaza a
persona usuaria de silla de ruedas.
3. Los vehículos no podrán rebasar, en el momento de otorgamiento inicial de la licencia,
la antigüedad máxima de dos años a contar desde su primera matriculación, sin perjui-
cio de los demás requisitos exigidos por la normativa de industria. Una vez obtenida la
licencia, se podrá cambiar el vehículo por otro de menor antigüedad,
4. Los vehículos a que se refiere esta ordenanza deberán cumplimentar los siguientes
requisitos mínimos:
a) Capacidad útil del maletero de 330 litros como mínimo.
b) Los vehículos dispondrán de carrocería cerrada y cuatro puertas, cuya disposición
asegurará el acceso y la salida de las plazas posteriores por ambos lados de manera
independiente de las plazas delanteras.
c) Los cristales tanto de las lunetas delantera y posterior, como de las ventanillas
permitirán, en todo caso, una perfecta percepción visual desde el exterior del
interior del vehículo y, en particular, del espacio destinado a los usuarios/as del
servicio.
d) El tapizado de los vehículos se encontrará en buen estado.
e) Disponer de calefacción y aire acondicionado.
f) Los vehículos deberán tener el maletero o portaequipajes disponible para su utiliza-
ción por el usuario/a. Está prohibido el montaje y utilización de baca portaequipajes.
g) La instalación de cualquier elemento, instrumento o accesorio homologado por la
Administración competente en la materia requerirá la autorización de la Administra-
ción Municipal.
h) Los vehículos afectos al servicio podrán llevar instalada una mampara de seguridad
para proteger al conductor/a, previa autorización municipal, que podrá ser objeto
de la reglamentación oportuna conforme a lo previsto en el artículo cinco de esta
ordenanza. En este caso, el conductor/a podrá, discrecionalmente, negarse a admitir
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 13
pasajeros en el asiento delantero, durante el servicio correspondiente, permitiendo el
transporte únicamente en las plazas disponibles en los asientos posteriores.
i) Existencia de extintor.
Artículo 27. Identificación de los vehículos taxi
1. Los vehículos afectos al servicio de taxi llevarán en ambas puertas delanteras el escudo
del Ayuntamiento de El Burgo.
2. Los vehículos taxi llevarán las placas con la mención SP, indicadora de servicio públi-
co, en los lugares indicados en el Reglamento General de Vehículos, aprobado en el
Real Decreto 2822/1998, de 23 de diciembre.
3. En el interior del habitáculo y en lugar bien visible para el usuario/a llevará una placa
esmaltada con impresión negra sobre fondo blanco, en la que figurarán el número de
licencia, la matrícula y el número de plazas autorizadas.
4. La presencia de otros distintivos referentes a régimen de descanso o turnos, a la incor-
poración a programas de motores y/o combustibles menos contaminantes, a programas
relacionados con la calidad en la prestación del servicio u otros resultará determinada
en las disposiciones oportunas que, en su caso, se dicten.
Artículo 28. Sistemas de localización y otros elementos técnicos
Los vehículos afectos al servicio podrán disponer de equipos y elementos de posiciona-
miento global por satélite, con conexión a una central de radioteléfono o de alarmas, y de otros
elementos, siempre que respeten la homologación oportuna y las disposiciones de toda índole
que les afecten y cuenten con la autorización municipal.
Artículo 29. Revisiones ordinarias y extraordinarias
1. La revisión ordinaria de los vehículos afectos al servicio y de sus elementos técnicos se
realizará anualmente, conforme a lo previsto en los apartados 4 y 5 del artículo 13 de
esta ordenanza, y en la forma que concreten las disposiciones municipales oportunas.
2. Con el objeto de realizar revisiones específicas, se podrá ordenar motivadamente, en
cualquier momento, la realización de revisiones extraordinarias.
Artículo 30. Subsanación de deficiencias y medidas cautelares
1. Los titulares de licencia de taxi, cuyos vehículos o sus elementos no hayan superado las
revisiones municipales, deberán acreditar la reparación de las deficiencias observadas
en el plazo máximo de un mes desde la primera revisión.
2. Sin perjuicio de todo ello, la Administración Municipal podrá adoptar las medidas cau-
telares que procedan, incluida la prohibición de prestar servicio, en función de la grave-
dad de la deficiencia, hasta que se haga efectiva su subsanación.
Artículo 31. Disposiciones y medidas para fomentar la reducción de contaminantes
La Administración, con la participación de las asociaciones y entidades representativas del
sector, promoverá la incorporación de combustibles y motores eficientes energéticamente que
resulten menos contaminantes, a través de las disposiciones oportunas y los programas de pro-
moción para aquellos vehículos que se incorporen a esas tecnologías. Entre tales medidas, se
considerará la creación de distintivos en los vehículos, tales como eco-taxi.
Artículo 32. Autorización de publicidad exterior e interior
1. La Administración Municipal podrá autorizar a los titulares de licencia de taxi para
llevar publicidad tanto en el exterior, como en el interior de los vehículos, con suje-
ción a las disposiciones legales de toda índole, siempre que se conserve la estética del
ve hículo, no se impida la visibilidad, no se genere riesgo alguno, ni la misma ofrezca
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 14
un contenido inadecuado por afectar a principios y valores consustanciales a la socie-
dad. En cualquier caso, todo aquel elemento que repercuta en la seguridad deberá ser
autorizado por la Inspección Técnica de Vehículos.
2. Los titulares de licencia que deseen llevar publicidad interior o exterior deberá soli-
citar a la Administración Municipal la debida autorización, especificando el lugar de
ubicación, formato, dimensiones, contenido, modo de sujeción, materiales empleados y
demás circunstancias que se consideren necesarias para otorgar la autorización. En los
casos en que resulte necesario irá acompañada del documento que acredite la homolo-
gación y/o autorización que proceda de los organismos competentes en materia de tráfi-
co, industria u otras.
3. Cada autorización de publicidad amparará un solo vehículo y deberá llevarse perma-
nentemente en el vehículo.
Artículo 33. Retirada de publicidad sin autorización
La Administración Municipal podrá ordenar la retirada de cualquier anuncio publicitario
que carezca de autorización municipal, sin perjuicio del ejercicio de la potestad sancionadora
cuando proceda.
TÍTULO IV
Del personal encargado de la prestación del servicio
Artículo 34. Requisitos de los conductores/as
1. Las personas que hayan de conducir, bien como titulares, bien como asalariados/as o
autónomos/as colaboradores/as, los vehículos afectos a las licencias de taxi, deberán
cumplir los siguientes requisitos:
a) Hallarse en posesión del permiso de conducción suficiente expedido por el órgano
competente en materia de tráfico y seguridad vial.
b) Disponer del certificado municipal de aptitud para el ejercicio de la actividad de
conductor/a de taxi conforme a lo previsto en esta ordenanza.
c) Figurar dado de alta y al corriente de pago en el régimen de la Seguridad Social
correspondiente.
2. Los requisitos mencionados respecto a cuyo cumplimiento no exista constancia en la
Administración Municipal deberán ser acreditados cuando se solicite por ésta y, en todo
caso, cuando se pretenda iniciar la actividad.
Artículo 35. Requisitos para la obtención del certificado municipal de aptitud
1. Para obtener el certificado municipal de aptitud para el ejercicio de la actividad de
conductor/a de taxi en el municipio de El Burgo será necesario ser declarado apto en el
examen convocado por la Administración Municipal y acreditar el cumplimiento de los
demás requisitos exigidos en este artículo.
2. El examen consistirá en una prueba dirigida a evaluar el conocimiento de los aspiran-
tes sobre temas relacionados con la prestación del servicio de taxi y versará, al menos
sobre las siguientes materias:
a) Conocimiento del término municipal de El Burgo, ubicación de oficinas públicas, cen-
tros oficiales, establecimientos sanitarios, hoteles, lugares de ocio y esparcimiento,
lugares de interés cultural y turístico y los itinerarios más directos para llegar a los
puntos de destino, así como la red de carreteras de la Comunidad Autónoma Andaluza.
b) Conocimiento de la presente Ordenanza Municipal o ente competente en las Áreas
Territoriales de Prestación Conjunta y del resto de la normativa que afecte al servi-
cio de taxi.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 15
c) Régimen y aplicación de las tarifas de taxi.
d) Atención a los usuarios/as con discapacidad.
3. En el plazo de un mes contado a partir de la publicación de los resultados del examen,
los aspirantes tendrán que presentar los documentos acreditativos de que cumplen los
siguientes requisitos:
a) Hallarse en posesión del permiso de conducir suficiente expedido por el órgano
competente en materia de tráfico y seguridad vial.
b) No padecer enfermedad infecto-contagiosa o impedimento físico o psíquico que
imposibilite o dificulte el normal ejercicio de la profesión de conductor/a de taxi, ni
ser consumidor/a de estupefacientes o bebidas alcohólicas.
c) Carecer de antecedentes penales.
4. La falta de acreditación, en tiempo y forma de los requisitos exigidos, determinarán que
el aspirante resulte decaído de su derecho.
5. El certificado municipal de aptitud incorporará como datos los siguientes: nombre y
apellidos, número de DNI, así como el número de dicho certificado y la fecha de finali-
zación de su validez.
Artículo 36. Pérdida de vigencia del certificado municipal de aptitud de conductor/a de taxi
1. El certificado municipal de aptitud para el ejercicio de la actividad de conductor/a de
taxi perderá su vigencia por incumplimiento sobrevenido de cualquiera de los requisi-
tos establecidos en el artículo 35 de esta ordenanza. subsanado el incumplimiento en el
plazo de requerimiento oportuno, la Administración Municipal podrá otorgar de nuevo
vigencia al certificado de aptitud afectado.
Asimismo, el certificado municipal de aptitud para el ejercicio de la actividad de
conductor/a de taxi perderá su vigencia por la falta de ejercicio de la profesión durante
un período, ininterrumpido o no, de un año en el plazo de cinco.
2. Para la verificación del cumplimiento de los requisitos del artículo 35 de esta orde-
nanza, se podrá solicitar en cualquier momento, a los interesados la presentación de la
documentación acreditativa correspondiente.
Artículo 37. Devolución del certificado municipal para el ejercicio de la actividad de
conductor/a de taxi
1. En los supuestos expuestos en este capítulo de pérdida de vigencia del certificado muni-
cipal de aptitud para la conducción del taxi y en los restantes supuestos de extinción,
como la jubilación o la invalidez, sus titulares deberán entregar los mismos a la Admi-
nistración Municipal en el plazo que se determine en el requerimiento dictado al efecto.
2. Los certificados municipales de aptitud y los datos de sus titulares serán inscritos en un
Registro Municipal donde constarán las incidencias relacionadas con los mismos, así
como su fecha de validez, que será complementario del Registro de licencias regulado
en el artículo 24 de esta ordenanza.
Artículo 38. Expedición de la tarjeta de identificación del conductor/a
1. Para la adecuada identificación del conductor/a de taxi, el Ayuntamiento expedirá la
tarjeta de identificación del conductor/a que contendrá una fotografía del conductor/a,
así como, entre otros datos, el nombre y apellidos; número y fecha de validez del cer-
tificado municipal de aptitud para el ejercicio de la actividad de conductor/a de taxi;
matrícula del vehículo y número de licencia a la que se halle adscrito; así como la
modalidad laboral en que se presta el servicio.
2. La tarjeta de identificación, que deberá exhibirse siempre que se esté prestando servi-
cio, se colocará en un lugar visible, de forma que resulte visible tanto desde el interior
como desde el exterior del vehículo.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 16
Artículo 39. Requisitos para la expedición de la tarjeta de identificación del conductor/a
1. Corresponde al titular de la licencia de autotaxi la solicitud de la tarjeta de identificación
de conductor/a propio y la de su conductor/a asalariado/a o autónomo/a colaborador/a,
para lo cual deberá acreditarse documentalmente los siguientes extremos:
a) Estar en posesión del certificado municipal de aptitud para el ejercicio de la activi-
dad de conductor/a de taxi en vigor.
b) Estar dado de alta en el Régimen Especial de los Trabajadores Autónomos en el caso
del titular de licencia o autónomo/a colaborador/a, o encontrarse en situación de alta
en el régimen de la Seguridad Social como conductor/a en el caso del asalariado/a,
de acuerdo con la legislación laboral vigente.
2. El titular de la licencia deberá solicitar, en el plazo de cinco días, la sustitución de la tarjeta
de identificación cuando se produzca la variación de los datos consignados en la misma.
Artículo 40. Devolución de la tarjeta de identificación de conductor/a
La tarjeta de identificación del conductor/a deberá ser entregada a la Administración
Municipal o, en su caso, por sus herederos en los siguientes supuestos:
a) Cuando se solicite autorización para la transmisión de la licencia o para la sustitución
del vehículo a la que se halle afecto.
b) Cuando se solicite la suspensión de la licencia.
c) Cuando se produzca el fallecimiento del titular de la licencia.
d) Cuando se produzca la extinción de la licencia.
e) Cuando el conductor/a asalariado/a o autónomo/a colaborador/a cese en su actividad o
varíe cualquiera de los datos consignados en la tarjeta.
f) En los supuestos en que, de conformidad con el artículo 37 de esta ordenanza, proceda
la devolución del certificado municipal de aptitud para el ejercicio de la actividad de
conductor/a de taxi, debiendo entregarse ambos documentos simultáneamente.
TÍTULO V
De la prestación del servicio
Artículo 41. Contratación global y por plaza con pago individual
1. Como régimen general, el servicio de taxi se contratará por la capacidad total del vehí-
culo, pudiendo compartir varias personas el uso del mismo.
2. En los supuestos a que se refiere el artículo 45 del Decreto 35/2012, de 21 de febrero,
por el que se aprueba el Reglamento de los servicios de transporte público de viajeros
y viajeras en automóviles de turismo, la autorización para la prestación de los servicios
por plaza con pago individual corresponderá a la Consejería competente en materia de
transporte, en las condiciones que la misma determine.
Artículo 42. Formas de concertación del servicio de taxi
1. La prestación del servicio de taxi se podrá concertar:
a) En la vía pública, a requerimiento de usuarios/as fuera de las paradas de taxi.
b) En la vía pública, a requerimiento de usuarios/as en las paradas de taxi.
c) A requerimiento de usuario/a con mediación de emisora de taxi.
d) A requerimiento de usuario/a, mediante la concertación previa sin mediación de emiso-
ra de taxi.
2. Los conductores/as de taxi no podrán buscar o captar pasaje mediante la formulación de
ofertas en andenes o terminales de transporte o en cualquier otro lugar. Queda prohibido buscar
o captar pasaje mediante el pago de comisiones.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 17
Artículo 43. Concertación del servicio en parada de taxi
1. Los vehículos libres deberán estacionar en las paradas por orden de llegada y los usua-
rios/as tendrán derecho a elegir el vehículo que quieren contratar, salvo que, la orga-
nización adecuada de la fluidez en la rotación de los vehículos en paradas de afluencia
masiva, requiera la incorporación de los vehículos a la circulación por orden de llegada.
2. El conductor/a respetará, como orden de preferencia para la atención a los usuarios/as
de las paradas, el de espera de los mismos, salvo en caso de urgencia relacionados con
enfermos o personas que precisen de asistencia sanitaria.
Artículo 44. Inicio del servicio
1. El servicio de taxi regulado en esta ordenanza deberá iniciarse en el término municipal
de El Burgo A tal efecto, se entenderá en principio que el origen o inicio del servicio se
produce en el lugar en que son recogidos los pasajeros de forma efectiva.
2. La recogida de pasajeros en término municipal diferente al de El Burgo podrá tener
lugar en los términos en que resulte regulada en las disposiciones legales oportunas.
Artículo 45. Espera a los viajeros
1. Cuando los viajeros abandonen transitoriamente el vehículo y los conductores/as deban
esperar el regreso de aquellos, podrán recabar de los mismos a título de garantía, el
importe del recorrido efectuado más media hora de espera en zona urbana y de una hora
en zonas aisladas sin edificaciones, facilitando factura del importe abonado. Agotados
dichos plazos podrán considerarse desvinculados del servicio.
2. Cuando el conductor/a haya de esperar a los pasajeros en lugares en los que el estacio-
namiento sea de duración limitada, podrá reclamar de esto el importe del servicio efec-
tuado, sin obligación por su parte de continuar su prestación.
Artículo 46. Ayuda del conductor/a para acceder o descender del vehículo
1. El conductor/a deberá ayudar al usuario/a a acceder y descender del vehículo siempre
que lo necesite, en particular cuando haya que cargar o descargar equipajes o aparatos
necesarios para el desplazamiento de los usuarios/as, tales como sillas de ruedas o carri-
tos o sillas infantiles.
2. Cuando se produzca el abandono transitorio del vehículo por el conductor/a para ayudar
a un usuario/a, deberá dejar en el vehículo la indicación de ocupado, tal como se regule
al efecto.
Artículo 47. Parada del vehículo para el descenso y la subida de los usuarios/as
1. Los vehículos taxi podrán parar, para el descenso y subida de los usuarios/as, en las vías
de circulación de la ciudad, salvo en los lugares no autorizados indicados en la legisla-
ción vigente en materia de tráfico.
En caso de accidente o avería que haga imposible la continuación del servicio, el pasa-
jero, que podrá pedir la intervención de un agente de la autoridad que lo compruebe,
deberá abonar el importe de tal servicio hasta el momento referido, descontando la
puesta en marcha del taxímetro, y el conductor/a deberá solicitar y poner a disposición
del usuario/a, siempre que sea posible y el usuario/a lo requiera, otro vehículo taxi, el
cual comenzará a devengar la tarifa aplicable desde el momento en que inicie su servi-
cio en el lugar donde se accidentó o averió el primer vehículo.
Artículo 48. Elección del itinerario
1. El conductor/a deberá prestar el servicio de acuerdo con el itinerario elegido por el
usuario/a y, en su defecto, el que, siendo practicable, suponga una menor distancia
entre origen y destino o menor tiempo de recorrido. En aquellos casos en los que por
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 18
circunstancias de tráfico o similares no sea posible o conveniente seguir el itinerario
que implique menor distancia o el elegido por el usuario/a, el conductor/a podrá propo-
ner al usuario/a otro alternativo, quién deberá manifestar su conformidad.
2. Cuando el itinerario elegido implique utilizar una vía de peaje, el conductor/a deberá
ponerlo en conocimiento del usuario/a para que este manifieste si desea seguir dicho
itinerario u otro distinto. El coste del peaje será a cargo del usuario/a.
Artículo 49. Cobro del servicio y cambio de monedas
Los conductores/as estarán obligados a facilitar a los usuarios/as cambio de moneda hasta
la cantidad de 50 euros, cantidad que podrá ser actualizada con ocasión de la modificación anual
de las tarifas.
Artículo 50. Expedición de recibos del servicio
1. Los conductores/as están obligados a expedir recibo del importe del servicio y a poner-
lo a disposición del usuario/a.
2. El contenido mínimo de cualquier recibo del servicio será en todo caso el siguiente:
NIF del titular de la licencia y número del recibo, número de licencia, matrícula del
vehículo, origen y destino del servicio, fecha del mismo, número de tarifa aplicada,
hora de inicio y fin del servicio, distancia recorrida y cuantía total recorrido, indicando
de forma separada y desglosada los distintos suplementos aplicados.
Artículo 51. Prohibición de fumar
Queda prohibido fumar en el interior de un vehículo taxi.
Artículo 52. Condiciones de aseo y vestimenta
Los conductores/as de taxi deberán prestar el servicio debidamente aseados.
En ningún caso se permitirá el uso de chanclas, sandalias sin sujeción posterior o cualquier
calzado que pueda comprometer la seguridad vial durante la conducción.
Artículo 53. Pérdidas y hallazgos
El conductor/a de taxi deberá revisar, al finalizar cada carrera, el interior del vehículo con
objeto de comprobar si el usuario/a ha olvidado alguna de sus pertenencias. Si no ha podido
devolverlas en el acto, el conductor/a que encuentre objetos olvidados los entregará el mismo
día o, como muy tarde, dentro de las 24 horas del siguiente día hábil, en las oficinas.
Artículo 54. Servicios complementarios
1. El conductor/a de taxi deberá permitir que los pasajeros lleven en el vehículo maletas u
otros bultos de equipaje normales, siempre que quepan en el maletero del vehículo, el
cual deberá permanecer libre para esta función, no lo deterioren y no infrinjan con ello
las disposiciones vigentes.
2. Cuando no se utilice el número total de plazas, el equipaje mencionado que no quepa
en el maletero podrá transportarse en el resto del interior del vehículo, siempre que por
su forma, dimensiones y naturaleza sea posible sin deterioro.
3. Excepcionalmente y siempre que no afecte a la debida prestación del servicio de trans-
porte de viajeros, podrá realizarse transporte de encargos o paquetería en los vehículos
taxi, cuando lo concierten expresamente las partes y resulte debidamente documentado.
Artículo 55. Derechos de los usuarios/as de taxi
Sin perjuicio de los derechos reconocidos con carácter general en las disposiciones legales
de consumidores/as y usuarios/as, las personas usuarias del servicio regulado en esta ordenanza,
tendrán derecho a:
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 19
1. Recibir el servicio por el conductor/a del vehículo solicitado, en las condiciones básicas
de igualdad, no discriminación, seguridad, calidad, higiene y conservación del vehículo
y en todas las previstas en la presenta ordenanza y restantes disposiciones municipales.
2. Conocer el número de licencia y las tarifas aplicables al servicio, documentos que
deben estar en lugar visible en el vehículo.
3. Transportar en el vehículo maletas u otros bultos de equipaje normal, siempre que que-
pan en el portamaletas, o en el interior del habitáculo en las condiciones previstas en el
artículo 54 de esta ordenanza.
4. Acceder a los vehículos en condiciones de comodidad y seguridad. El conductor/a ayu-
dará a subir y bajar del vehículo al usuario/a en las condiciones previstas en el artículo
46 de esta ordenanza y, en particular, a las personas discapacitadas o que vayan acom-
pañadas de niños, y a cargar y descargar los aparatos necesarios para el desplazamiento
de los usuarios/as, tales como silla de ruedas o coches de niños.
5. Subir y bajar del vehículo en lugares donde resulta garantizada la seguridad vial, Elegir
el itinerario del servicio, teniendo en cuenta lo dispuesto en el artículo 48 de la presente
Ordenanza.
6. Concertar previamente el servicio con o sin emisora, en las condiciones previstas en el
artículo 58 de la presente Ordenanza.
7. Transportar gratuitamente perros lazarillo u otros perros de asistencia, en el caso de
personas con discapacidad.
8. Requerir que no se fume en el interior del vehículo.
9. Solicitar que se encienda la luz interior del vehículo cuando oscurezca tanto para acce-
der y bajar del vehículo, como para pagar el servicio.
10. Recibir un justificante del servicio realizado en los términos del artículo 51 de esta
ordenanza.
11. Recibir justificación por escrito o requerir la presencia de agente de la autoridad, cuan-
do el conductor/a se niegue a la prestación del servicio.
12. Disponer sobre el funcionamiento del aire acondicionado, climatización o calefacción
del vehículo, pudiendo incluso abandonar el servicio, sin coste para el usuario/a, si al
requerir la puesta en marcha de dichos sistemas, éstos no funcionan.
13. Formular las denuncias, reclamaciones y quejas que estimen convenientes en relación
con la prestación del servicio.
14. Someter a arbitraje de la Junta Arbitral de Transporte u órgano municipal arbitral, en su
caso, las controversias relacionadas con la prestación del servicio.
Artículo 56. Deberes de los usuarios/as de taxi
Los usuarios/as del servicio de taxi deberán utilizarlo ateniéndose a lo dispuesto en la pre-
sente ordenanza y, en todo caso, deberán:
1. Abonar el precio del servicio, según resulte de la aplicación de las tarifas.
2. Tener un comportamiento correcto durante el servicio, absteniéndose de realizar actos
que interfieran en la conducción del vehículo o que puedan implicar peligro tanto para
el vehículo, como para sus ocupantes y para el resto de vehículos o usuarios/as de la vía
pública.
3. Abstenerse de mantener actitudes que puedan resultar molestas u ofensivas para el
conductor/a.
4. Utilizar correctamente los elementos del vehículo y no manipularlos, ni producir nin-
gún deterioro en los mismos, incluyendo la prohibición de comer o beber en el interior
del vehículo sin la previa autorización del conductor/a.
5. Respetar la prohibición de fumar.
6. Velar por el comportamiento correcto de los menores que utilicen el servicio.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 20
7. No introducir en el vehículo objetos o materiales que puedan afectar a la seguridad o el
correcto estado del vehículo.
Artículo 57. Derechos del conductor/a del vehículo taxi
1. El conductor/a del vehículo tendrá derecho a prestar sus servicios en las condiciones
establecidas en la presente ordenanza y a exigir que los usuarios/as cumplan los deberes
que les corresponden con arreglo al artículo anterior de la misma.
2. El conductor/a tendrá derecho a negarse a prestar sus servicios en las siguientes causas
justificadas:
a) Cuando existan fundadas sospechas de ser demandados para fines ilícitos.
b) Cuando concurran circunstancias que supongan riesgo y/o daños para los usuarios/
as, el conductor/a o el vehículo.
c) Cuando sea solicitado para transportar un número de personas superior al de las pla-
zas autorizadas para el vehículo.
d) Cuando cualquiera de los viajeros se encuentre en estado de manifiesta embriaguez o
intoxicado por estupefacientes.
e) Cuando la naturaleza y carácter de los bultos, equipajes, utensilios, indumentaria
o animales que lleven consigo los usuarios/as, pueda suponer riesgo, determi-
nar o causar daños en el interior del vehículo o no quepan en el maletero o en
el resto del interior del vehículo en los casos previstos en el artículo 54 de esta
ordenanza.
f) Cuando existe una reiterada demanda telefónica o similar de servicios por un
usuario/a y su posterior abandono sin abonar sin causa justificada, o el conocimiento
fehaciente por parte del conductor/a, del reiterado uso del servicio y posterior impa-
go del mismo, por parte del usuario/a, después de la prestación del servicio. En estos
casos, se podrá exigir al usuario/a por adelantado la tarifa mínima urbana vigente, en
el caso de los servicios urbanos, y la totalidad de la tarifa interurbana, en el caso de
los interurbanos, y cuando no se efectúe el abono previo, el conductor/a estará facul-
tado para negarse a la prestación del servicio.
En todo caso, cuando el conductor/a se niegue a prestar el servicio deberá justificarlo por
escrito o ante un agente de la autoridad, a requerimiento del demandante del servicio.
3. El conductor/a de taxi que sea requerido para prestar servicio a personas discapacitadas
o acompañadas de niños no podrá negarse a prestarlo por la circunstancia de ir acom-
pañados de perro guía o de asistencia, de silla de niños o de silla de ruedas, en este caso
salvo que el vehículo no se encuentre adaptado a personas discapacitadas. Las sillas de
niños, las sillas de ruedas y los animales de asistencia, serán transportadas de forma
gratuita.
Artículo 58. Deberes del conductor/a de vehículo taxi
El conductor/a de taxi además de prestar el servicio en las condiciones determinadas en la
presente ordenanza, deberá prestar especial atención al cumplimiento de los siguientes deberes:
a) Realizar el transporte que le sea requerido siempre que se encuentre de servicio y en la
situación de libre, salvo que exista causa debidamente justificada conforme al artículo
anterior.
b) Respetar el derecho de elección del itinerario por el usuario/a y, en su defecto, seguir
el recorrido que suponga una menor distancia o menor tiempo, en los términos del
artículo 48 de la presente ordenanza.
c) Atender a los usuarios/as en las condiciones básicas de igualdad, no discriminación,
calidad, seguridad, higiene y conservación del vehículo y en todas las previstas en esta
ordenanza y restantes disposiciones municipales.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 21
d) Atender a los usuarios/as en sus requerimientos acerca de las condiciones que puedan
incidir en su confort, tales como calefacción, aire acondicionado, apertura de ventani-
llas, uso de la radio y similares.
e) Cumplir la prohibición de fumar.
f) Facilitar a los usuarios/as recibo del servicio con el contenido mínimo previsto en el
artículo 50 de esta ordenanza.
g) Prestar ayuda a los usuarios/as necesitados, para subir y bajar del vehículo con su carga,
en los términos previstos en el artículo 46 de la presente ordenanza.
h) Facilitar a los usuarios/as cambio de moneda hasta la cantidad de 50 €, de conformidad
con el artículo 49 de esta ordenanza.
i) Prestar el servicio debidamente aseado y correctamente vestido y calzado en los térmi-
nos del artículo 52 de la presente ordenanza.
j) Poner a disposición de los usuarios/as y de quienes lo solicitan las correspondientes
hojas de quejas y reclamaciones, informar de su existencia a los mismos, así como de la
posibilidad de resolver las posibles controversias a través de arbitraje.
Artículo 59. Quejas y reclamaciones
1. En tanto la Administración Municipal no regule específicamente esta materia las quejas
y reclamaciones contra la prestación del servicio de taxi se efectuarán según el modelo
de hojas y de acuerdo con el procedimiento de resolución de las mismas regulado con
carácter general para la Comunidad Autónoma de Andalucía.
2. Será obligatorio que en el vehículo se informe a los usuarios/as, a través del mode-
lo de cartel o distintivos correspondientes, de la existencia de hojas de quejas y recla-
maciones, así como de la posibilidad de resolver las posibles controversias a través de
la Junta Arbitral de Transporte o del arbitraje de consumo si, en este último caso, así
resulta convenido entre las partes.
3. Cuando de las reclamaciones o quejas formuladas se deduzca la posible existencia de
infracción administrativa, se tramitarán como denuncias correspondiendo a la Adminis-
tración Municipal o ente competente en las Áreas Territoriales de Prestación Conjunta
la realización de las actuaciones inspectoras para determinar la posible existencia de
infracción. La decisión, a la vista de tales actuaciones, de iniciar o no procedimiento
sancionador, deberá comunicarse al usuario/a reclamante.
Artículo 60. Documentación a bordo del vehículo
1. Durante la prestación del servicio regulado en esta ordenanza, deberá llevarse a bordo
del vehículo los siguientes documentos o elementos:
a) Licencia de taxi referida al vehículo.
b) Permiso de circulación del vehículo.
c) Póliza y recibo de los seguros exigibles legalmente.
d) Tarjeta de inspección técnica del vehículo en vigor.
e) Documentación acreditativa de haber superado la revisión municipal del vehículo
y el visado de la licencia anual, en los términos previstos en el artículo 13 de esta
ordenanza.
f) En caso de exhibir publicidad, la autorización municipal o del ente competente en
las Áreas Territoriales de Prestación Conjunta.
g) Tarjeta de transporte.
h) El permiso de conducir del conductor/a del vehículo.
i) El certificado de aptitud profesional de conductor/a.
j) La tarjeta de identificación del conductor/a del autotaxi.
k) Copia del contrato de trabajo del conductor/a asalariado/a, en su caso, y último TC2,
o bien documentación de cotización del autónomo colaborador/a.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 22
l) Tickets de impresora o talonario de recibos del servicio, en los términos del artículo
50 de la presente ordenanza.
m) Ejemplar de esta ordenanza.
n) Navegador o elemento electrónico que recoja las direcciones y emplazamientos
de centros sanitarios, comisarías de policía, bomberos y servicios de urgencias, en
general, así como plano y callejero del municipio o en su defecto, toda esa informa-
ción en formato papel.
o) Ejemplar oficial de las tarifas vigentes en lugar visible para los usuarios/as.
p) Hojas de quejas y reclamaciones según lo dispuesto en el artículo 59 de esta orde-
nanza.
q) Los demás documentos que se exijan de conformidad con las disposiciones en vigor.
2. Los documentos o elementos indicados en el apartado anterior deberán ser exhibidos
por el conductor/a al personal encargado de la inspección del transporte y a los demás
agentes de la autoridad, cuando fueran requeridos para ello.
Artículo 61. Taxis adaptados
1. Al menos un taxi de las licencias de taxi del municipio corresponderá a vehículos adap-
tados, conforme al anexo VII del Real Decreto 1544/2007, de 23 de noviembre, por
el que se regulan las condiciones básicas de accesibilidad y no discriminación para el
acceso y utilización de los modos de transporte para personas con discapacidad. Los
titulares de licencia solicitarán voluntariamente que su taxi sea adaptado, pero si no se
cubre el porcentaje previsto, la Administración Municipal exigirá a las últimas licencias
que se concedan que su vehículo sea accesible.
2. Los vehículos adaptados prestarán servicio de forma prioritaria a las personas discapa-
citadas, pero cuando estén libres de estos servicios, podrán atender a cualquier ciudada-
no sin discapacidad, en igualdad con los demás autotaxis.
3. Los taxis adaptados deberán llevar las tarifas escritas en sistema braille.
Artículo 62. Conductores/as de taxis adaptados
1. Los conductores/as de taxi, en los términos del artículo 46 de la presente ordenanza,
han de ayudar a subir y bajar del vehículo a las personas con discapacidad y a cargar
y descargar del mismo los elementos que, como sillas de ruedas, puedan necesitar para
desplazarse.
Podrán ir acompañados, en caso necesario, de perros guía o de asistencia sin incremen-
to del precio del servicio.
2. Los conductores/as serán los responsables de la colocación de los anclajes y cinturones
de seguridad y de la manipulación de los equipos instalados en los vehículos adaptados
para facilitar el acceso y la salida de las personas que usan silla de ruedas o tengan otro
tipo de discapacidad.
TÍTULO VI
Régimen tarifario
Artículo 63. Tarifas
1. La prestación del servicio de taxi, tanto urbano como interurbano, está sujeto a tarifas
que tendrán el carácter de máximas, sea urbano o interurbano, en los que se aplicará,
desde el inicio hasta el final del mismo, la tarifa que corresponda, sin que esté permiti-
do el paso entre diferentes tarifas.
2. El conductor/a de taxi, cualquiera que sea el tipo de servicio que realice, no puede
en ningún caso exigir al cliente, además del precio calculado conforme al apartado
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 23
anterior, ningún suplemento o tarifa que no se encuentre autorizado por el órgano com-
petente.
Artículo 64. Aprobación de las tarifas
1. Corresponde a la Administración Municipal establecer las tarifas para los servicios
urbanos, previa audiencia de las asociaciones representativas de autónomos y asalaria-
dos/as del sector y de los consumidores/as y usuarios/as. Su aplicación y entrada en
vigor requerirá el cumplimiento de las disposiciones aplicables en materia de precios
autorizados.
2. Las tarifas, incluidos los suplementos, deberán cubrir la totalidad de los costes reales de
prestación del servicio en condiciones normales de productividad y organización, y per-
mitirán una adecuada amortización y un razonable beneficio empresarial, así como una
correcta realización de la actividad.
TÍTULO VII
Inspección y Régimen Sancionador
Artículo 65. Inspección
1. Corresponde las funciones de inspección al Ayuntamiento de El Burgo, como Adminis-
tración competente para el otorgamiento de las licencias y autorizaciones.
2. El personal encargado de las labores de inspección que ejerzan funciones de dirección
tendrán la consideración de autoridad pública. El resto del personal encargado de la ins-
pección tendrá en el ejercicio de la misma la consideración de agente de la autoridad.
El personal adscrito al servicio de inspección, en el ejercicio de sus funciones, estará
obligado a identificarse mediante un documento acreditativo de su condición.
3. Los hechos constatados por el personal referido en el apartado anterior tendrán valor
probatorio cuando se formalicen en sus actas e informes observando los requisitos lega-
les pertinentes, sin perjuicio de las pruebas que en defensa de sus respectivos derechos
o intereses puedan señalar o aportar las personas interesadas, y del deber de la Admi-
nistración de aportar todos los elementos probatorios que sean posibles.
Las actas levantadas por los servicios de inspección han de reflejar con claridad las cir-
cunstancias de los hechos o las actividades que puedan ser constitutivas de infracción,
los datos personales del presunto infractor y de la persona inspeccionada y la conformi-
dad o disconformidad de los interesados, así como las disposiciones que, si es necesa-
rio, se consideren infringidas.
4. Las personas titulares de las licencias y autorizaciones a que se refiere la presente
Ordenanza, así como los conductores/as asalariados/as y autónomos/as colaboradores/
as, vendrán obligadas a facilitar a los inspectores/as, en el ejercicio de sus funciones,
la inspección de sus vehículos, el examen de los títulos de transportes y demás docu-
mentos que estén obligadas a llevar, así como cualquier otra información relativa a las
condiciones de prestación de los servicios realizados que resulte necesaria verificar en
cumplimiento de las obligaciones contenidas en la legislación de transportes.
5. Las personas usuarias de transporte de viajeros y viajeras en vehículos auto taxi, estarán
obligadas a identificarse a requerimiento del personal de la inspección, cuando éstos se
encuentren realizando sus funciones en relación con el servicio utilizados por aquéllos.
6. Los servicios de inspección podrán recabar la documentación precisa para el mejor
cumplimiento de su función en el vehículo de la persona titular o bien requerir la pre-
sentación de dicha documentación en las oficinas públicas correspondientes, así como,
en su caso, la comparecencia del titular en las oficinas públicas, en los términos estable-
cidos en la legislación de procedimiento administrativo.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 24
Asimismo, las emisoras de taxi, usuarios/as y, en general, terceros, deberán facilitar a
los servicios de inspección la información referente a los servicios de taxi con los que
tengan o hayan tenido relación, respetando en todo momento las disposiciones legales
en materia de protección de datos de carácter personal.
7. A los efectos mencionados en el apartado anterior, en las inspecciones llevadas a cabo
en la vía pública, el conductor o conductora tendrá la consideración de representante
del titular en relación con la documentación que exista obligación de llevar a bordo del
vehículo y con la información que le sea requerida respecto del servicio realizado, de
conformidad con lo dispuesto en el artículo 33.3 de la Ley 16/1987, de 30 de julio, de
Ordenación de los Transportes Terrestres.
La exigencia a que se refiere este apartado únicamente podrá ser realizada en la medida
en que resulte necesaria para verificar el cumplimiento de las obligaciones contenidas
en la legislación del transporte terrestres.
8. Si, en su actuación, el personal de los servicios de la inspección descubriese hechos
que pudiesen ser constitutivos de infracción de la normativa reguladora de otros sec-
tores, especialmente en lo referente al ámbito laboral, fiscal y de seguridad vial, lo
pondrán en conocimiento de los órganos competentes en función de la materia que se
trate.
Artículo 66. Responsabilidad administrativa
1. La responsabilidad administrativa por las infracciones de las normas reguladoras de los
servicios de taxi corresponderá:
a) En las infracciones cometidas con ocasión de la realización de transportes ampara-
dos en la preceptiva licencia municipal o autorización de transporte interurbano, a la
persona titular de los mismos.
b) En las infracciones cometidas con ocasión de transportes realizados sin la cobertura
de la correspondiente licencia, a la persona propietaria o arrendataria del vehículo o
titular de la actividad.
c) En las infracciones cometidas por las personas usuarias y, en general, por terceros
que, sin estar comprendidos en los anteriores párrafos, realicen actividades que se
vean afectadas por las normas contenidas en la presente Ordenanza, a la persona
física o jurídica a la que vaya dirigido el precepto infringido o a la que las normas
correspondientes atribuyan específicamente la responsabilidad.
2. La responsabilidad administrativa se exigirá a las personas a que se refiere el aparta-
do anterior, sin perjuicio de que éstas puedan deducir las acciones que resulten proce-
dentes contra aquellas personas a quienes sean materialmente imputables las infrac-
ciones.
3. Si hubiese más de un sujeto responsable, responderán todos ellos de forma solidaria.
Artículo 67. Clases de infracciones
Las infracciones a lo dispuesto en la presente Ordenanza, se clasifican en muy graves, gra-
ves y leves.
Artículo 68. Infracciones muy graves
Se considerarán infracciones muy graves conforme al artículo 39 de la Ley 2/2003, de 12
de mayo:
1. La realización de servicios de transporte o de actividades auxiliares o complementarias
de los mismos careciendo, por cualquier causa, de la preceptiva licencia, certificado de
aptitud para la actividad de conductor/a de taxi u otra autorización exigida. Se asimila a
la carencia de autorización la situación de falta de visado de la licencia.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 25
2. Llevar en un lugar visible del vehículo el distintivo correspondiente a un ámbito territo-
rial o clase de transporte, para cuya realización no se encuentre facultado por el necesa-
rio título habilitante.
3. La negativa u obstrucción a la actuación de los servicios de inspección de los órganos
competentes que impida el ejercicio de las funciones que legal o reglamentariamente
tengan atribuidas.
4. Se considerará incluida en la infracción tipificada en el presente apartado la desobe-
diencia a las órdenes impartidas o la desatención a los requerimientos realizados por
los órganos competentes o por las autoridades y sus agentes que directamente realicen
la vigilancia y control del transporte en el uso de las facultades que les están conferidas
y, en especial, el no cumplimiento de las órdenes de inmovilización de los vehículos en
los supuestos legalmente previstos.
5. La utilización de licencias o autorizaciones expedidas a nombre de otras personas. La
responsabilidad por esta infracción corresponderá tanto a quienes utilicen licencias o
autorizaciones ajenas, como a las personas titulares de las mismas, salvo que demues-
tren que tal utilización se ha hecho sin su consentimiento.
6. La no iniciación o abandono del servicio sin causa justificada y sin autorización del
órgano competente, por plazo superior al establecido en esta Ordenanza.
7. La no suscripción de los seguros que deben obligatoriamente contratarse con arreglo a
la legislación vigente por los importes y coberturas establecidos al efecto. Se considera-
rá como no suscripción la modificación de los seguros disminuyendo las coberturas por
debajo de lo legalmente establecido y la no renovación de las pólizas vencidas.
8. La comisión de infracciones calificadas como graves, si al cometer la acción u omisión
ilícita su autor o autora ya hubiera sido sancionado en los 12 meses inmediatamente ante-
riores, mediante resolución firme en vía administrativa, por haber cometido una infrac-
ción de idéntica tipificación. No obstante, solo procederá la calificación agravada cuando
se den los supuestos contemplados en el artículo 47 de la Ley 2/2003, de 12 de mayo.
Artículo 69. Infracciones graves
Se considerarán infracciones graves conforme a los artículos 40 y 41 de la Ley 2/2003, de
12 de mayo:
1. La prestación de servicios con vehículos distintos a los adscritos a las licencias o auto-
rizaciones, salvo que pudiera tener la consideración de falta muy grave, conforme a lo
previsto en el artículo anterior.
2. El incumplimiento de las condiciones esenciales de la licencia o autorización, cuando
no se encuentre expresamente tipificado en otro apartado del presente artículo ni deba
calificarse como infracción muy grave.
A tal efecto se considerarán condiciones esenciales de las licencias y autorizaciones,
además de las que figuran como tales en el artículo 21 de la presente ordenanza o en su
otorgamiento, las previstas en el artículo 41 de la Ley 2/2003, de 12 de mayo, y en par-
ticular, las siguientes:
a) El mantenimiento de los requisitos establecidos para las personas titulares de las
licencias o para los conductores o conductoras, así como cualesquiera otros requi-
sitos personales, incluidos los de dedicación, que resulten exigibles con arreglo a la
presente ordenanza.
b) La iniciación de los servicios interurbanos dentro del término del municipio otorgan-
te de la licencia, excepto en los supuestos contemplados.
c) La contratación global de la capacidad del vehículo, salvo en los casos en que se esté
autorizado para la contratación individual y siempre que se respeten las condiciones
establecidas al efecto.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 26
d) El cumplimiento de las condiciones técnicas y de seguridad del vehículo.
e) El cumplimiento de las disposiciones vigentes sobre revisión periódica tanto del
vehículo como de los instrumentos de control.
f) El cumplimiento de las obligaciones sociales correspondientes en relación con el
personal asalariado/a.
g) El mantenimiento de las condiciones adecuadas de aseo y vestimenta del personal y
limpieza y acondicionamiento de los vehículos.
h) El cumplimiento de las instrucciones concretas de las personas usuarias del servicio.
i) Cualquier actuación contraria relativa a los servicios concertados por emisoras u
otros sistemas de telecomunicaciones debidamente autorizados.
3. El incumplimiento del régimen tarifario. A estos efectos se considera como tal no faci-
litar a la persona usuaria el recibo correspondiente del servicio realizado en los térmi-
nos previstos.
4. No atender la solicitud de una persona usuaria estando de servicio, o abandonar un ser-
vicio antes de su finalización, en ambos casos sin causa justificada.
5. La carencia, falseamiento, falta de diligenciado o falta de datos esenciales de la docu-
mentación de control cuya cumplimentación resulte, en su caso, obligatoria.
6. Carecer del preceptivo documento en el que deben formularse las reclamaciones de las
personas usuarias, o negar u obstaculizar su disposición al público, así como la oculta-
ción o demora injustificada de la puesta en conocimiento de la Administración de las
reclamaciones o quejas consignadas en aquél.
7. La negativa u obstrucción a la actuación de los servicios de inspección cuando no se
den las circunstancias previstas para su consideración como infracción muy grave.
8. El incumplimiento de los servicios obligatorios que, en su caso, se establezcan.
9. La comisión de infracciones calificadas como leves, si al cometer la acción u omisión ilí-
cita su autor o autora ya hubiera sido sancionado en los 12 meses inmediatamente anterio-
res, mediante resolución firme en vía administrativa, por haber cometido una infracción
de idéntica tipificación. No obstante, solo procederá la calificación agravada cuando se
den los supuestos contemplados en el artículo 47 de la Ley 2/2003, de 12 de mayo.
Artículo 70. Infracciones leves
Se considerarán infracciones leves conforme al artículo 42 de la Ley 2/2003, de 12 de
mayo:
1. La realización de servicios careciendo de la previa autorización administrativa, siempre
que se cumplan los requisitos exigidos para el otorgamiento de dicha autorización, la
cual hubiera podido ser obtenida por la persona infractora.
2. Realizar servicios sin llevar a bordo del vehículo la documentación formal que acredite
la posibilidad legal de prestar los mismos, o que resulte exigible para la correcta acredi-
tación de la clase de transporte que se está realizando.
3. No llevar en lugar visible del vehículo los distintivos exigidos con arreglo a la presente
Ordenanza o llevarlos en condiciones que dificulten su percepción, así como la utili-
zación inadecuada de los referidos distintivos, salvo que ésta deba ser calificada como
infracción muy grave.
4. Transportar mayor número de viajeros y viajeras del autorizado para el vehículo.
5. Carecer de los preceptivos cuadros de tarifas y otros de obligada exhibición para cono-
cimiento del público.
6. Se equiparan a la carencia de los referidos cuadros, la ubicación de los mismos en luga-
res inadecuados y cualquier otra circunstancia relativa a su tamaño, legibilidad, redac-
ción u otras que impidan u ocasionen dificultades en el conocimiento por el público de
su contenido.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 27
7. Incumplir las normas generales de policía en instalaciones fijas y vehículos, salvo que
dicho incumplimiento deba ser calificado como infracción grave o muy grave.
8. El trato desconsiderado con las personas usuarias. Esta infracción se sancionará tenien-
do en cuenta los supuestos que al respecto contemple la normativa vigente sobre defen-
sa y protección de las personas consumidoras y usuarias.
9. No proporcionar a la persona usuaria cambios de moneda metálica o billetes hasta 50
conforme al artículo 49 de esta ordenanza.
10. El incumplimiento por las personas usuarias de las obligaciones que les correspondan,
salvo que la normativa en la que se contengan dichas reglas considere expresamente su
incumplimiento como infracción muy grave o grave.
En todo caso, se considerará constitutivo de la infracción tipificada en este párrafo el
incumplimiento por las personas usuarias de las siguientes prohibiciones:
a. Impedir o forzar indebidamente la apertura o cierre de las puertas de acceso a los
vehículos.
b. Subir o bajar del vehículo estando éste en movimiento.
c. Realizar, sin causa justificada, cualquier acto susceptible de distraer la atención del con-
ductor o conductora o entorpecer su labor cuando el vehículo se encuentre en marcha.
d. Toda acción que pueda implicar deterioro o causar suciedad en los vehículos o, en
general, que perjudique los intereses de la persona titular de la correspondiente licencia.
e. Desatender las indicaciones que formule el conductor o conductora en relación a la
correcta prestación del servicio, así como a lo indicado a tal fin en los carteles colo-
cados a la vista en los vehículos.
f. Hacer uso, sin causa justificada, de cualquiera de los mecanismos de seguridad o
socorro instalados en el vehículo para casos de emergencia.
g. Efectuar acciones que por su naturaleza puedan alterar el orden público en los vehículos.
h. Todo comportamiento que implique peligro para la integridad física de las demás
personas usuarias, o pueda considerarse molesto u ofensivo para éstas o para el con-
ductor o conductora del vehículo.
i. En el transporte escolar y de menores, no exigir la entidad contratante a la persona
transportista la licencia de taxi u otros documentos o justificantes que, con arreglo a
las normas que regulan la seguridad en dicho transporte, deba exigirle.
11. La no comunicación del cambio de domicilio de las personas que posean licencias,
así como de cualquier otro dato o circunstancia que deba figurar en el Registro Muni-
cipal que regula esta ordenanza o que exista obligación, por otra causa, de poner en
conocimiento de la Administración
Cuando la falta de comunicación de los datos a que hace referencia este párrafo fuera
determinante para el conocimiento por la Administración de hechos sancionables, se
considerará interrumpido el plazo de prescripción de la infracción hasta que la comuni-
cación se produzca.
Artículo 71. Cuantía de las multas
Las infracciones se sancionarán con las siguientes multas:
1. Las leves con apercibimiento, con multa de hasta 270 euros o, con ambas medidas.
2. Las graves con multa de 270, 01 euros a 1.380 euros.
3. Las muy graves con multa de 1.380, 01 euros a 2.760 euros.
Artículo 72. Determinación de la cuantía
La cuantía de la sanción que se imponga, dentro de los límites establecidos en el artículo
anterior, se graduará de acuerdo a la repercusión social de la infracción, la intencionalidad, el
daño causado en su caso, o el número de infracciones cometidas.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 28
Artículo 73. Medidas accesorias
1. La comisión de las infracciones previstas en el artículo 68.1 podrá implicar, indepen-
dientemente de la sanción pecuniaria que corresponda, el precintado del vehículo con el
que se realiza el transporte y, la retirada de la correspondiente licencia o autorización,
en ambos supuestos durante el plazo máximo de un año, sin perjuicio del pago del sala-
rio o de las indemnizaciones que procedan, y de las medidas que puedan arbitrarse para
su garantía.
2. La infracción prevista en el artículo 68.5 además de la sanción pecuniaria que corres-
ponda llevará aneja la revocación de la licencia y, en su caso, la de la autorización de
transporte interurbano.
3. Cuando las personas responsables de las infracciones clasificadas como muy graves con
arreglo a la presente ordenanza hayan sido sancionadas mediante resolución firme en
vía administrativa, por el mismo tipo infractor, en los doce meses anteriores a la comi-
sión de la misma, la infracción llevará aneja la retirada temporal de la correspondiente
licencia, al amparo de la cual se prestaba el servicio, por el plazo máximo de un año. La
tercera y sucesivas infracciones en el citado plazo de 12 meses llevarán aneja la retirada
temporal o definitiva de la licencia. En el cómputo del referido plazo no se tendrán en
cuenta los periodos en que no haya sido posible prestar el servicio por haber sido tem-
poralmente retirada la licencia.
4. Cuando, estando circulando el vehículo, sean detectadas infracciones que deban ser
denunciadas de acuerdo con lo previsto en el artículo 68.1 podrá ordenarse por la auto-
ridad o sus agentes la inmediata paralización del vehículo hasta que se supriman los
motivos determinantes de la infracción, pudiendo la Administración Municipal adoptar
las medidas necesarias, a fin de que las personas usuarias sufran la menor perturbación
posible.
Artículo 74. Revocación de licencias y autorizaciones
1. Independientemente de las sanciones que correspondan de conformidad con esta Orde-
nanza, el incumplimiento reiterado o de manifiesta gravedad de las condiciones esen-
ciales de las licencias o autorizaciones podrá dar lugar a la revocación, de conformidad
con lo previsto en los artículos 20 y 21 de la misma.
2. Además, se considerará que existe incumplimiento de manifiesta gravedad y reiterado
de las condiciones esenciales de las licencias, cuando su titular haya sido sancionado,
mediante resoluciones definitivas en vía administrativa, por la comisión en un período
de 365 días consecutivos, de tres o más infracciones de carácter muy grave o seis o más
de carácter grave por vulneración de las condiciones esenciales.
El correspondiente cómputo se realizará acumulándose a las sanciones por infracciones
graves las correspondientes a infracciones muy graves, cuando estas últimas no alcan-
cen el número de tres.
Artículo 75. Competencia
El Ayuntamiento de El Burgo, como órgano competente para el otorgamiento de las licen-
cias y autorizaciones a que hace referencia esta Ordenanza, ejercerá la potestad sancionadora en
relación a los servicios de su competencia.
Artículo 76. Prescripción de las infracciones y sanciones
1. Las infracciones muy graves prescribirán a los tres años, las graves a los dos años, y las
leves al año de haber sido cometidas.
2. El cómputo del plazo de prescripción de la infracción se iniciará en la fecha en que
se hubiese cometido la misma. Si se trata de una actividad continuada, el cómputo se
iniciará en la fecha de su cese. En el supuesto de falta de comunicación obligatoria
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 29
determinante para el conocimiento de hechos sancionables, se considerará interrumpido
el plazo de prescripción hasta que la comunicación se produzca. Cuando el hecho cons-
titutivo de la infracción no pueda conocerse por falta de signos externos, el cómputo se
iniciará cuando estos se manifiesten.
Interrumpirá la prescripción la iniciación, con conocimiento del interesado, del expe-
diente sancionador, reanudándose el plazo de prescripción si el expediente sancionador
estuviese paralizado más de un mes por causa no imputable al presunto responsable.
3. El plazo de prescripción de las sanciones será de tres años para las impuestas por la
comisión de infracciones muy graves, dos años para las que se impongan por la comi-
sión de infracciones graves, y un año para las impuestas por infracciones leves.
4. El plazo de prescripción de las sanciones comenzará a contarse desde el día siguiente a
aquel en que adquiera firmeza la resolución por la que se impone la sanción.
Interrumpirá la prescripción la iniciación, con conocimiento de la persona interesada,
del procedimiento de ejecución, volviendo a transcurrir el plazo si aquel está paralizado
durante más de un mes por causa no imputable a la persona infractora.
Artículo 77. Procedimiento sancionador
1. El procedimiento para la imposición de sanciones previstas en esta ordenanza se ini-
ciará de oficio por acuerdo del órgano competente, bien por propia iniciativa o como
consecuencia de orden superior, petición razonada de otros órganos del mismo o por
denuncia o acta de inspección.
2. El plazo máximo en que deberá notificarse la resolución del procedimiento sancionador
será de un año, contado desde la fecha de iniciación del mismo por acuerdo del órgano
competente con nombramiento del instructor y traslado de pliego de cargos a la persona
presuntamente infractora.
3. El procedimiento sancionador se ajustará a la legislación en materia de procedimien-
to administrativo común, teniendo en cuenta, en su caso, las especificaciones previstas
para el procedimiento sancionador en las normas estatales y autonómicas en materia de
transporte.
Artículo 78. Infracción continuada y concurrencia de sanciones
1. Será sancionable como infracción continuada, la realización de una pluralidad de accio-
nes u omisiones que infrinjan el mismo o semejantes preceptos administrativos, en
ejecución de un plan preconcebido o aprovechando idéntica ocasión.
2. Iniciado un procedimiento sancionador por dos o más infracciones entre las cuales haya
relación de causa a efecto, se impondrá sólo la sanción que resulte más elevada; cuando
no exista tal relación, a los responsables de dos o más infracciones se les impondrá las
sanciones correspondientes a cada una de las infracciones cometidas, o a no ser que se
aprecie identidad de sujeto, hecho y fundamento, en cuyo caso se aplicará el régimen
que sancione con mayor intensidad, gravedad o severidad la conducta de que se trate.
Artículo 79. Exigencia del pago de sanciones
1. Con independencia de la exigencia del pago de las sanciones impuestas con arreglo al
procedimiento administrativo común y en el Reglamento General de Recaudación apro-
bado por Real Decreto 939/2005, de 29 de julio, el abono de las sanciones pecuniarias
impuestas por resolución firme en vía administrativa, será requisito necesario para que
proceda la realización del visado de las licencias así como para la autorización adminis-
trativa a la transmisión de las mismas.
2. Asimismo, la realización de dicho pago de sanciones será requisito exigible para que
proceda la autorización administrativa a la transferencia de los vehículos con los que se
hayan cometido las infracciones a las que las referidas sanciones correspondan.
Boletín Oficial de la Provincia de Málaga
Número 146 Lunes, 30 de julio de 2018 Página 30
Disposición derogatoria única
Quedan derogadas cuantas disposiciones de igual o inferior rango que se opongan a lo dis-
puesto en esta ordenanza y en particular las ordenanzas municipales reguladoras del servicio del
taxi del Ayuntamiento de El Burgo anteriores a la entrada en vigor de esta.
Disposición final
La presente entrará en vigor a los quince días de su publicación íntegra en el Boletín Ofi-
cial de la Provincia, de conformidad con los artículos 65.2 y 70.2 de la Ley 7/1985, de 2 de
abril, Reguladora de las Bases del Régimen Local, permaneciendo en vigor hasta su modifica-
ción o derogación expresa.
Contra el presente acuerdo, se interpondrá recurso contencioso-administrativo, ante la Sala
de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía con sede en
Málaga, en el plazo de dos meses a contar desde el día siguiente a la publicación del presente
anuncio, de conformidad con el artículo 46 de la Ley 29/1998, de 13 de julio, de la Jurisdicción
Contencioso-Administrativa.
El Burgo, 10 de julio de 2018.
El Alcalde-Presidente, Joaquín García Ramírez.
5290/2018
££
D